El lanzamiento de Dragon Quest XI: Echoes of an Elusive Age en Japón fue un éxito y el público japonés se presentó en las tiendas desde buena mañana para tener su copia.

El lanzamiento de Dragon Quest XI: Echoes of an Elusive Age en Japón provocó que muchas de las tiendas se abarrotaran por las grandes filas de fans que buscaban una copia del juego. Además, se reportó justo en ese momento que entraron más unidades de Nintendo Switch, por lo que las filas fueron aún peores.

Fuente: Kotaku

Comentarios

comentarios