• La filtración del episodio 7×04 que a un inicio se le atribuyó a los  hackers, fué causada por la cadena asiática de Star India.
  • Ayer los hackers decidieron publicar el guión del quinto episodio del drama medieval-fantástico junto a algunos correos electrónicos privados.
  • Parece que estos piratas cibernéticos ignoran que hace meses que se puede encontrar en Internet toda la información del guión de la séptima temporada de la serie. Incluso se han realizado videos muy completos al respecto.

Nuevamente, han aparecido los hackers que la semana pasada robaron 1,5 Terabytes de información a HBO. Los piratas informáticos lograron hacerse con datos personales de algunos trabajadores y con varios episodios de las series originales de la cadena, entre ellas Game of Thrones. De hecho lograron filtrar parte del material robado a una web que fue cerrada en pocas horas por la seguridad estadounidense.

The Hollywood Reporter ha sido el medio que los hackers han contactado y han enviado un link accesible al público con nueve archivos en carpetas nombradas “Script GOT7” y “Confidential”. En ellas se puede encontrar información de los guiones —entre los que se encuentra un resumen detallado del episodio Eastwatch de Game of Thrones—, castings y diverso material personal como un mes de mensajes —de abril a mayo— de correos electrónicos extraídos de la bandeja de entrada de uno de los ejecutivos de la compañía.

Según THR, existe una videocarta donde los piratas cibernéticos le demandan del CEO de HBO- Richard Plepler– su salario de seis meses en bitcoins. Asegurando que con los ataques suelen ganar en torno a 12-15 millones de dólares al año. Además han expresado que la cadena estadounidense es su decimoséptimo objetivo y que solo tres de estas importantes compañías se han negado a pagar.

Hemos conseguido acceder a la cadena de forma satisfactoria. HBO era uno de nuestros objetivos más difíciles de conseguir, pero lo logramos (nos ha llevado casi seis meses)”.

Por su parte HBO ha emitido las siguientes declaraciones:

Aunque se ha desvelado que un número de e-mails se han hecho públicos, las revisiones hasta la fecha no nos han dado razones para creer que nuestro sistema de correo haya sido comprometido por completo

Pues todo lleva a indicar que el drama del ataque cibernético aún no llega a su fin y que en los próximos días tendremos nuevas noticias.

Comentarios