Kuzu no Honkai está basada en el manga seinen del mismo nombre, habiéndose estrenado por Fuji TV en enero del 2017 durante la misma temporada que su anime. El dorama cuenta con 12 episodios de 23 minutos cada uno, y su canción tema es Heikousen de Sayuri.

Yasuraoka Hanabi (Yoshimoto Miyu) y Awaya Mugi (Sakurada Dori) parecen ser una pareja de estudiantes modelo, pero en realidad sólo se utilizan para rellenar el vacío que les dejan sus romances no correspondidos. A Hanabi le gusta su amigo de infancia y profesor, Kanai Narumi (Mizuta Kouki), mientras que a Mugi le gusta su tutora y profesora, Minagawa Akane (Aizawa Rina). Ellos sólo tienen tres condiciones para seguir su romance: no pueden gustarse, romperán si alguno logra salir con su amor platónico, y llenarán los deseos físicos del otro.

A diferencia de cualquier dorama romántico de adolescentes, Kuzu no Honkai es explícito, cínico, y cruel. Si viste el anime, sabrás que estará lleno de escenas explícitas, en escenas tanto heterosexuales como lésbicas, algo raro en doramas, y más si se trata de colegiales. Un recurso muy usado en este dorama son los diálogos internos con un aire similar al anime Evangelion; por ejemplo pantallas negras con textos,  y conversaciones con su otro yo.

La cinematografía es espectacular, las tomas, las transiciones entre escenas y en general están bellamente cuidadas. La música va perfectamente con la historia, y las actuaciones son perfectas.

Este dorama está lleno de drama y nos muestra a sus protagonistas realizar un conjunto de malas deciciones hasta llegar a un punto sin retorno, lleno de caos donde experimentarán su primer amor, las diversas emociones que genera el sentir afecto, la necesidad de tener a alguien y el madurar como seres humanos.

Un dorama totalmente recomendado, eso sí para verlo solo. De hecho también tiene un anime que es bastante recomendado.

Comentarios