Vampyr parece un título similar a Life is Strange, especialmente si vemos que fue Dontnod quien lo desarrolló. Sin embargo, el juego es en realidad un A-RPG que a pesar de no ser perfecto, nos ofrece una grata experiencia. Para empezar, el escenario es realmente cruel al llevarnos a una ciudad en medio de una crisis humanitaria, aunque como protagonista también podemos ser la salvación para las personas que están sufriendo. Lo que hace fuerte esta propuesta de Dontnod, y esto te lo dejaré claro desde el inicio, es la forma en que las decisiones conducen la historia.

Vampyr nos lleva a Inglaterra en 1918, justo cuando la Pandemia de Gripe estaba a lo mejor. Jugaremos como el doctor Jonathan Reid, un médico reconocido que regresó de la Primera Guerra Mundial; pero su regreso no fue normal, ya que fue convertido en un vampiro y al despertar de su accidente se dio cuenta que tiene sed de sangre, por lo que ataca a cualquiera que se le cruce por el camino. Una vez que sale de su confusión, un grupo de cazavampiros lo persigue para que deje de ser una amenaza para la humanidad. Es así como lograremos escapar, pero aún queda la realidad de que necesitamos la sangre para sobrevivir.

Jonathan Reid, curiosamente, es un médico especializado en transfusiones de sangre, por lo que estará todo el juego en busca de una cura para su “enfermedad”, y tratando de entender por qué tantos secretos y misterios están apareciendo recientemente en su vida.

Aunque los puntos de experiencia se pueden adquirir en el juego de forma natural, claramente la oferta más tentadora es hacerlo al alimentarnos de los habitantes del área. Sin embargo, muchos de nosotros quizá no queremos matarlos a todos, o hacerle daño a ninguno incluso, ya que como doctores la misión es curarlos y obtener información de ellos, algo que es más lento en avance, pero nos dará más puntos de experiencia a la larga.

Es en este punto donde Vampyr nos hará dedicar tiempo para conocer a las personas y no matarlos tan fácilmente. De hecho, habrá personajes de círculos sociales muy específicos, y matarlos afectará de una u otra forma en el juego. Si mordemos a la persona equivocada, habrá un área de la ciudad que siempre será hostil hacia nosotros y de esa forma todas las misiones secundarias de la zona serán bloqueadas; y ya que sólo tenemos un espacio de guardado, y el juego incluso salva el progreso de forma automática, nuestras decisiones cuentan en todo sentido. A menos de que quieras volver a iniciar tu partida, ¿no?

Respecto a la narrativa de Vampyr, en general es buena, aunque los diálogos pueden resultar pesados a veces, pero de ellos sacaremos buenas historias. En realidad, el juego no tiene villanos como tal, simplemente avanzaremos poco a poco en busca de una cura para la gripe, algo que se puede tornar aburrido a la larga al ser el único objetivo como tal. Otro aspecto importante, es que no podremos saltar en este juego… Sí, tenemos muchas habilidades sobrehumanas y hasta somos vampiros, pero simplemente no podemos saltar en momentos donde podría ser necesario. Aún así, el combate en realidad es similar al de The Witcher, siendo un hack & slash menos pulido y más simple, con mecánicas sencillas y enemigos que en realidad no son difíciles de vencer.

La parte más importante del combate es comptender el uso de la sangre, algo que funciona como el “maná” en otro tipo de juegos. Los enemigos tendrán su barra de HP y llegarla hasta cero hará que, básicamente, caigan inconscientes y así poder morderlos para recuperar nuestra barra de sangre. La sangre de hecho se usa para los ataques especiales, por lo que debemos aprender a tener un balance entre los ataques normales y nuestras habilidades especiales. Como mencionaba, el doctor Reid necesita la sangre para sobrevivir, por lo que debemos poner en balanza a las personas que mordemos y a quienes queremos salvar, contando con un indicador de salud entre las áreas de la ciuda. Al estar pendientes de este indicador, sabremos de qué forma actuar en el juego. Otro aspecto de la jugabilidad es que la historia cambiará según a quienes decidamos salvar o a quiénes mordamos en el camino, así que procura pensarlo bien.

Lastimosamente, el juego ocupa un poco más de pulido a nivel de rendimiento, especialmente con las pantallas de carga que son realmente largas en el mayor de los casos y hay algunas caídas de frames en ciertas partes del juego. De hecho, he leído que en otras plataformas ocurre lo mismo, pero es algo que se puede arreglar con un pache. Eso sí, estas interrupciones al esperar pueden arruinar un poco la experiencia de juego, aunque Vampyr por sí solo sabe envolverte y meterte en la historia gracias a su trabajo artístico y a la narrativa que nos proponen. Aunque la historia puede ser débil en algunas partes, especialmente en  algunos diálogos, la realidad es que el concepto es bastante bueno y el juego se vuelve muy disfrutable en general.

Si bien Vampyr no añade nada nuevo a este género ni tiene una temática innovadora, sale adelante por su el pulido artístico y el elemento de decisiones que Dontnod le ha dado. Ya en otras obras y medios se ha tocado el aspecto moral de los vampiros al decidir si tomar sangre o no, es por eso que el tema ya ha sido tratado y puede volverse repetitivo, aunque es importante recordar que no es necesario tomar sangre para pasar todo el juego. Esto siempre será opcional.

Cuando no estés hablando con los ciudadanos o tratando de alimentarte de su sangre, estarás luchando en combates simples que involucran golpes normales, armas y nuestras habilidades especiales. Básicamente, eso es Vampyr.


Comentarios finales

Vampyr es en realidad un juego con mucha calidad, combinando elementos actuales de los A-RPG y contando con el increíble estilo narrativo de Dontnod. De hecho, me sorprende que luego de Life is Strange el estudio se sentara a trabajar en un título de este estilo, el cual realmente es una buena propuesta aunque no innove en el género.

El elemento de investigación es realmente bueno y, aunque la trama puede caer en algunas partes como mencioné, la narrativa es buena y su componente de acción sin duda nos deja satisfechos luego de jugarlo. Eso sí, a nivel técnico es increíble a nivel gráfico, pero muchos personajes secundarios sobran en la historia y algunos desafíos secundarios, en general, no son la gran cosa. Si te gusta el género, definitivamente debes probarlo.

Review realizado gracias a una copia del juego facilitada por DONTNOD Entertainment y Focus Games.

Vampyr

$59.99
8

Historia

7.0/10

Gráficos

9.0/10

Jugabilidad

8.0/10

Duración

7.0/10

Sonido

9.0/10

Lo bueno

  • Buena narrativa
  • Nuestras decisiones realmente importan en este juego
  • La ambientación londinense
  • La actuación de voz es impecable
  • Desarrollo de personajes

Lo malo

  • Tiempos de carga excesivos
  • El combate es sencillo
  • Tanta lectura vuelve a este juego pesado y tedioso
  • A pesar de ser buena, la narrativa cae a nivel de calidad en los capítulos finales