Es un aspecto popular el hacer burla o señalar cuando un título en español dista de su raíz en inglés, ya sea en su versión latina o en su versión española. Con ejemplos como “Mi pobre angelito” (título latino de “Home Alone”) y “A todo gas” (título en España de “The Fast and the Furious”), la pregunta, más que obvia, salta a la vista: ¿Por qué los títulos de las películas son diferentes?

‘Eternal Sunshine of the Spotless Mind’ fue titulada como ‘¡Olvídate de mí!’ en España

Es cierto que muchas veces no logramos conectar alguna relación con los títulos, sin embargo, las decisiones se basan en mercadotecnia. ¿Qué tan atractivo suena nombrar una película de terror como “Juego de niños”? Así, los encargados de vender la película a una gran audiencia en español, encuentran un mejor título para “Child’s play”: “Chucky, el muñeco diabólico”.

“Las películas tienen su título acorde al país al que fueron filmadas, escritas o dirigidas. Muchas veces tiene un significado muy local. Ahí es perfecto y entendible. Pero es todo un reto pasarlo al resto de mundo


Carlos Jiménez, consultor en México, para BBC.
En América Latina, ‘Pulp Fiction’ es conocida como ‘Tiempos violentos’

El proceso para abrobar un título

Jiménez, quien ha trabajado con productoras como Paramount Pictures y 20th Century Fox, menciona que la productora envía el título en idioma original. Ya sea en España o México (países con más presencia en esta tarea), un equipo de ventas y marketing realiza una lluvia de ideas para renombrar la cinta en cuestión. Una vez decidida, se devuelve la propuesta a la espera que el estudio apruebe la decisión.

En caso de personajes característicos, no es tan difícil de utilizar su nombre en inglés, si no es tan conocido, o en español, de tener más tiempo en la memoria. Tales son los casos de Iron Man y Thor (relativamente nuevos en su época) o Capitán América (ya reconocido en español).

Los problemas empiezan cuando:

  1. El concepto en inglés se pierde en su traducción: Por ejemplo “Inside Out” terminó convirtiéndose en “Intensa Mente” para aprovechar la trama situada en la cabeza de la niña, ya que Dentro Fuera no se utiliza tan común como en el inglés.
  2. Están basadas en libros: Aunque el título exacto de la saga Millenium empieza con “Los hombres que no amaban a las mujeres”, en español se tiene que titular “La chica del dragón tatuado” debido a la traducción latina del libro en que se basa.
  3. Hay derechos legales en el uso de los títulos: Según la región, existen leyes que estipulan el uso del español en los títulos, salvo si es un nombre propio.
  4. La traducción literal es un título previamente registrado en español
‘Como si fuera la primera vez’ fue el título final para ’50 First Dates’

Otra opción viable, últimamente muy utilizada, es mantener el título anglosajón y agregar un slang (frase que enganche). Tales son los casos de “Whiplash: Música y obsesión” o “Snatch: Cerdos y diamantes”.

Aunque la explicación esté dada, muchos seguimos buscando la lógica en algunos títulos…