The Avengers

Séptima película en la cronología del Universo Cinematográfico de Marvel

Todo aquello que comenzó con Iron Man en el 2008 parecía un sueño, hasta el año 2012 que tuvimos a «The Avengers» en la pantalla grande y ahora era una realidad. El clímax en este proyecto, eso creíamos. Tal vez después de ver tantas producciones, no parezca tan buena, pero hay que entenderlo en el contexto de ese tiempo.

Ahora no es tan relevante porque ya hemos visto escenas con muchos héroes, pero en ese momento nunca habíamos visto a tantos personajes en una sola producción. Por eso es especial, lo veíamos en los cómics, pero nunca en la pantalla grande. También era complicado tratar de unir a los protagonistas que ya traían un historial individual.

La película empieza con algo que nunca habíamos visto, en el espacio. Vemos a los Chitauris, junto con el desaparecido Loki y se inclinan ante un personaje misterioso que ahora sabemos que es Thanos. Se le da a Loki un cetro capaz de controlar la mente y se le envía a recuperar el teseracto, que será utilizado para una invasión de la raza extraterrestre a la tierra.

Empezamos con mucho dinamismo en la base de SHIELD donde tienen el teseracto y Loki se infiltra y lo roba, junto con la conciencia de Hawkeye y el profesor Erick Selvig. Ya con la base de SHIELD destruida el agente Coulson le pregunta a Nick Fury: “¿Ahora qué haremos?”, es aquí donde el director Fury pone en marcha la «Iniciativa Vengadores».

El desarrollo de la película es bien manejado, se siente ligera y atractiva. Vemos conflictos internos que definitivamente nos ayudan a saber cómo se sienten los personajes e inclusive ver que se separan, pero por más cruel que suene, gracias a la muerte del agente Coulson todos se vuelven a unir.

Gracias Marvel, porque al fin nos das un antagonista que de verdad se siente. Loki de verdad los pone en apuros y se ven hasta inútiles en algún punto. El dios del engaño, los hace replantearse como grupo y surgen los nuevos líderes: Iron Man como la inteligencia y la moral del Capitán América son indiscutibles.

Esto para su tiempo fue una verdadera joya, algo que muchos veían como un fracaso. Pero al final se vieron totalmente equivocados. Joss Whedon nos regaló lo mejor de su don como director, mucha fluidez una historia fina y bien trabajada.

Iron Man 3

Octava película en la cronología del Universo Cinematográfico de Marvel

Después de ver Avengers y su gran éxito, Marvel decide empezar su nueva fase con Iron Man al igual que la primera. Todos quedamos maravillados con todos esos súper héroes juntos e interactuando de una manera tan genial. Y con muchas ansias esperamos Iron Man 3, ¡pero vaya manera de mandar todo al suelo Marvel, por decirlo de una manera educada!

Amigos de esta película hay mucho que hablar, pero al final es poco más bien. No sabemos ni por dónde empezar. Si bien Iron Man 3 fue la más exitosa de las tres entregas de este personaje, también es cierto que el desarrollo de la historia fue desastrosa. Iron Man 3 está basada en el exitoso cómic llamado Extremis.

Vemos a dos personajes a desarrollar en la trama: Aldrich Killian y al Mandarín. El primero es un científico/inventor a quien Tony dejó plantado en una azotea en 1999 y vuelve justo después de la batalla de los Vengadores contra Loki, con una nueva y renovada imagen. El Mandarín es de los grandes villanos en el microverse de Iron Man, pero en esta película es una falacia porque es solo una marioneta manejada por Killian. ¿Qué pasó ahí? No lo sabemos.

Después vemos el mismo Tony Stark con su ego, ya por cuarta vez. Y está bien, así es el personaje, pero ya en cierta medida cansa que no tenga un cambio por su bien. Al final vemos un pequeño cambio totalmente inútil, destruye todas sus armaduras y remueve el Reactor ARC en su pecho para dejar de ser Iron Man. ¿Y para qué? Para volver a ser Iron Man.

Otra trama un tanto inútil que vemos es el trastorno psicótico que sufre Tony por el fin del mundo, el niño que no sabemos para qué sirvió realmente y darle poderes súper buenos a Pepper para quitárselos.

En fin, amigos, es una película exitosa donde podemos aplicar el dicho de: “Una buena taquilla no significa calidad”. Esta película la podemos pasar por alto, porque no la ocupamos para entender absolutamente nada en el UCM, pero claro que aquí la tomamos en cuenta para que logren saber todo antes de «Avengers: End Game».

Thor The Dark World

Novena película en la cronología del Universo Cinematográfico de Marvel

La segunda entrega de Asgard, pero aquí entramos a otro mundo: El Mundo Oscuro. Empezamos con la narrativa de que hace miles de años el abuelo de Thor luchó contra Malekit, el líder de los elfos oscuros, y los venció. Y ellos poseían el Aether, que es una gema del infinito.

De vuelta al presente nos encontramos a los mismos personajes de la primera película de Thor con la diferencia de que Loki está encarcelado por el desastre que ocasionó en Midgard. Vemos a un Thor aferrado a Jane Foster y al profesor Selvig un poco desquiciado, pero yo diría, iluminado a causa del cetro de Loki.  

La señorita Foster se encuentra con una singularidad del espacio y viaja a otro mundo. Curiosamente se encuentra con el Aether y se introduce en su cuerpo. Los Asgardianos hacen todo lo posible por contener su poder o sustraerlo, no lo logran. Entonces Thor idea un plan, pero hay un problema, necesita a Loki.

Todos se incursionan en una aventura solo por salvar a la humana, primeramente. En otro plano tenemos a Malekit, un villano que no sabemos nada de él y realmente no es nada desarrollado. En toda la película no nos dice nada. De verdad que esta película es como ver Iron Man 3 en ese sentido.

Lo mejor de la película es la interacción de los mejores personajes, un poco de humor, pero no a todos les gustó. Siento que fue un paso en falso que dio Marvel Studios o después de Avengers todo mundo esperaba éxitos. Poco a poco se fue recuperando y mostrando más firmeza.

Mañana nuestro próximo análisis con la cronología camino a Avengers Endgame.