Desde antes del lanzamiento de Nintendo Switch, algunos miembros de la prensa comentaban de los errores de conexión con el Joy-con izquierdo de la consola. Sin embargo, ya no hay que preocuparse de ello porque Nintendo encontró la solución, si alguna vez te pasó claro.

Según el comunicado de Nintendo of America a Kotaku, no era un problema generalizado de hardware, sino una “variación de manufactura” que provocaba interferencia:

“No se trata de un problema de diseño con los controles Joy-Con, y no hay esfuerzos generales de reemplazo o reparación. Una variación de manufactura resultó en interferencia inalámbrica en un pequeño número de Joy-Con izquierdo. Esto no será un problema en el futuro, ya que la variación de manufactura ha sido detectada y corregida en la fábrica”.

nintendo-switch_302147

Finalmente, Nintendo reconoce que es posible que haya otras razones para encontrar problemas de conexión, por lo que invitó a los afectados a contactar con soporte técnico para que les ajusten gratuitamente sus Joy-Con y así evitar problemas.